Puedes pagar con WebPay
Inicio > Noticias

Noticias

Testimonios


LA EXPERIENCIA Y TESTIMONIOS DE NUESTRAS CLIENTAS CON LA CUNA COLECHO Y LOS PRODUCTOS MAXICRECE.

MI EXPERIENCIA A LOS PADRES QUE AÚN NO ESTÁN CONVENCIDOS

Envío experiencia a los padres que aún no están convencidos: Apenas conocimos la cuna de colecho, nos encantó la idea de tener a nuestra hija muy cerca por la noches. Ella comparte nuestro espacio sin peligro de aplastarla y con la ventaja de poder estar atenta a su ciclo de sueño y facilitar la lactancia. Deben considerar el gran desgaste energético que significa cuidar a un bebe por las noches; este se reduce enormemente al permitir mimarlos, alimentarlos y atenderlos con solo voltear, y créanme, encontrarte frente a frente con la cara de tu hija, es uno de los grandes regalos de ser madre. Saludos,
Karen Ortega.

LA MEJOR INVERSIÓN QUE HE HECHO PARA MI PEQUEÑITO FUE LA CUNA COLECHO.

Hola soy Anita. Creo que, lejos, la mejor inversión que he hecho para
mi pequeñito fue la cuna colecho…. tengo 3 hijos y con él conocí
estas cunitas. Pude disfrutarlo, escucharlo todas las noches,
regalonear y hasta dormir de la mano. Nunca lloró, no lo necesitaba,
estaba tan cerquita de él que al moverse o comenzar a despertar yo lo
sentía.  Es un niño plácido, creo que por tener una mamá que además
descansaba más, ya que al tenerlo tan pegadito, no necesitaba
levantarme a ver que le pasaba….
Es una muy linda experiencia, lo recomiendo 100%, especialmente por
que te permite desarrollar el apego desde sus primeros días y a toda
hora…. puede ser un muy lindo regalo…
Saludos!!
Anita Bernal

A MI ME ENCANTÓ USAR LA CUNA DE COLECHO!

Hola!! A mi me encantó usar la cuna de colecho, es muy cómoda y firme (en algún momento pensé que podía darse vuelta si se apoyaba mi hijo mayor, pero no). Permite dormir mirando la carita de tu guagua y escucharlo mejor, además de facilitar la lactancia. La recomiendo de todas maneras. 
Viva el apego!!
Saludos, 
Alejandra Dunner

FUE UNA MARAVILLOSA EXPERIENCIA Y LA HE RECOMENDADO MUCHO.

Feliz de compartir la experiencia de haber compartido los primeros 6 meses de Lucía con la cuna de colecho.
Si bien Lucía es mi primera hija y no tengo como comprar directamente otras experiencias, haberla tenido tan cerca desde su tercera noche fue increíble.

Creo que la cercanía es muy rica y ayudadora para el apego y el disfrute de un recién nacido, sentirla moverse, respirar poder abrir los ojos y verla inmediatamente da mucha tranquilidad. Por otra parte creo que descansa no tener que levantarse a mirarla cada vez que llora o hace ruidos y poder alimentarla solo acercándola para luego volverla a su cuna.
Fue una maravillosa experiencia y la he recomendado mucho.
Te mando unas Fotitos de ella en su cuna recién nacida por si te sirven.
Muchos cariños y gracias.

Cristina Reichhard

NUESTROS HIJOS TIENE LA OPORTUNIDAD DE SEGUIR CADA UNO SU PROCESO DE APEGO.

Tenía la aprehensiones con la llegada de mi segundo hijo, pues tengo  una hija pequeña que  duerme en nuestra cama, y con la llegada de su hermano, ésta cama no alcanzaría para todos…y encontramos la cuna de colecho maxicrece, la vimos por internet y supimos que sería la mejor inversión… y lo fue, pues todos pasamos muchos tiempo en nuestro nido, nuestros hijos tiene la oportunidad de seguir cada uno su proceso de apego.
Eso
Gracias!
Karla Ruiz

INCREÍBLE MI EXPERIENCIA CON ESTA CUNITA!

Hola. 

Dejo mi comentario: a través google encontré la página maxicrece. Ya que estaba buscando una cunita que me permitiera el apego con mi bebé sin tener que dormir con ella en la misma cama y la vi, no lo dudamos nada con mi esposo la encargamos tuvimos toda la información cada vez que la solicitaba, sin duda que eso facilitó mucho las cosas ya que como mamá primerísima tenía muchas dudas.

Me indicaron una fecha de llegada al país y a mi ciudad la cual fue certera, pudiendo decir que no tuve ningún problema en la compra. Al tenerla en las manos a mi esposo no le costo nada armarla, quedó ideal al tenerla a continuación de nuestra cama, en ese momento sólo faltaba que llegara mi guagua.

Es increíble mi experiencia con esta cunita en todo momento tenía a mi bebé sin la preocupación de poder hacerle daño estaba a mi lado pero totalmente independiente, aparte que como mi guagua nació en invierno me paseaba por toda la casa con su cunita ya qué estaba calentita y sobre todo segura y a mi lado todo el rato. Se convirtió en mi gran ayuda por qué en cualquier parte de la casa la llevábamos ahora mi guagua está con 8 meses y ya no la podemos ocupar porque nos quedo chica pero con mi esposo estamos pensando en comprar los accesorios para convertirla en sillita de comer etc. Multiuso. Las recomiendo 100% son Full apego, practicas además de seguras y lo más importante resistentes.
Cariños
Edith Ulloa

UN PRODUCTO MARAVILLOSO

Hola, sólo quería felicitarlas. Tengo un hijo de tres años y cuando lo estaba esperando, lo único que quería era una cuna de colecho. Obviamente en Chile no había, así que con mi marido diseñamos una y la mandamos a hacer. Dista de la perfección, pero nos encanta igual. Creo que es la manera más natural de empezar la vida juntos con una nueva criatura. Las felicito por traer este producto maravilloso, además encuentro que el precio es súper razonable. Estoy esperando a mi segunda guagua, y si no tuviera mi cuna “hecha en casa”, sin dudas me compraría una de las suyas. Les deseo lo mejor!.

Adelaida Vergara.

NUESTROS TESTIMONIOS: LA CUNA ES UN OBJETO QUE TE FACILITA LA VIDA

Como socias y dueñas de MaxiCrece hemos querido incluir también nuestros testimonios, ya que somos gran fans de la cuna Babybay.

Hola soy Lili , primero tuve mellizas que hoy tienen 4 años y medio. Con ellas todo fue más complicado, nacieron de pre término, ambas tenían reflujo, no era severo pero era de cuidado. De hecho el pediatra nos dijo “deben cuidarles el sueño”. La lactancia no me funciono nada, creo que por nervio, estaba tan ansiosa que la leche me bajara, que no me bajo nunca. Es decir, no lo necesario para alimentar a dos. La verdad no le di mucha oportunidad, estaba nerviosa, veía a mis guaguas muy pequeñas así que les enchufe relleno de una. El primer mes aperramos solos con mi marido, pusimos una cuna pack and play pegada a nuestra cama y ahí dormían las dos, lejos lo más difícil fue, los primeros días,  la imposibilidad de dormir, estábamos siempre preocupados, si respiraban bien…

Luego del primer mes, ya estábamos más seguros de su respiración, pero lo terrible era después de darles la papa, hacerlas dormir, y dejarlas nuevamente en su cuna.  Se daban cuenta, inmediatamente, y se ponían a rezongar, había que tomarlas y pasearlas. Era realmente agotador. Nos mantuvimos firmes 2 meses, luego mi marido no aguanto más y cayo hospitalizado con una amigdalitis terrorífica. Contratamos enfermeras hasta los 6 meses.

Con mi última guagua, la Elena, tuve la suerte de usar la cuna BabyBay. Mi hermana vive en Berlín y me la recomendó. Fue lo máximo!!!, nunca tuve la inseguridad del ¿ RESPIRA?, dormía con la Elena pegada a mí, la sentía todo el tiempo. Ella no necesitaba llorar, antes de  despertar, se comenzaba a mover y yo me la acercaba. Dormíamos de la mano, sentía su mano tibia y dormía tranquila.

Mi marido nunca se entero que teníamos una recién nacida en la pieza. Todo fluyo de una manera tal, que mi guagua era placida y tranquila. Ahora tiene 11 meses y jamás a llorado para pedir papa, si despierta antes que nosotros se pone a conversar……

Realmente, la cuna es un objeto que te facilita la vida. Te permite tener a tu guagua a tu lado, sin exponerla a peligros como que otro hermano que llega en la noche la patee o la incomode. Te permite una conexión maravillosa, lo que te hace sentar las bases de una relación de apego.

Creo que una guagua que duerme al lado de  mama y papa desde sus primeros días, parte su vida con ventaja, la ventaja de una seguridad de amor ….no soy psicóloga, soy abogado…  solo es lo que creo luego de mi experiencia.
Lili

NUESTRO TESTIMONIO: CON LA CUNA DE COLECHO

Hola, soy Pilar, tengo dos hijos, Max de 4 años y Maite de 9 meses. Mi esposo es aleman, por lo que la crianza de nuestros hijos ha estado muy influencia por la cultura alemana. Además por su profesión, diplomático, hemos vivido ya en 3 países desde que nacieron.

Cuando nació nuestro primer hijo Max vivíamos en Madrid. En ese momento conocímos la cuna de colecho porque la habíamos visto en la casa de unos amigos de mi marido, en Alemania. Siempre quisimos esa cuna, pero era complicado comprarla porque en España no habían de esas cunas además pensamos que ya habíamos comprado suficientes cosas y que esa cuna no nos seria muy útil. Gran error! Nos pasamos casi 9 meses con Max en la cama y tuvimos que acostumbrarse a dormir como momias de quietos! Cuando llegamos a vivir a Berlín, pudimos ver y escuchar la experiencia de amigos que habían usado la cuna y nos convencimos de su utilidad. Así que cuando esperábamos a Maite, fue una de nuestras primeras compras. Lo primero que me sorprendió fue la calidad de sus terminaciones y todos los tests que aseguraban esto o lo otro; que la distancia entre los barrotes es la adecuada y según lo que dice la normativa europea, que la pintura es no tóxica y que por lo tanto si al bebe le da por chuparla no hay problema, y varios etc mas…Desde el primer día Maite estaba en la cunita y yo a su lado; Le daba pecho sentada y después la dejaba ahí, y ella muy tranquila, porque yo estaba a su lado. Si se inquietaba le ponía mi mano encima y se quedaba tranquila. Cuando despierta para comer simplemente la acerco para darle el pecho y despues la vuelvo a dejar en la cuna, como no la muevo mucho no se alcanza a despertar. Asi ella y yo dormemos muy bien! Ahora Maite tiene 8 meses y la cuna le esta quedando chica. Y como ya se mueve, al rato que la dejo ahí, ella llega hasta mi lado y a veces se queda con una mitad en su cama y la otra en mi cama. Por el momento no me importa porque no quiero sacar la cuna todavía. Estoy tan acostumbrada a tenerla a mi lado que no se como será con la cuna grande... Saludos! 
Pilar