Weleda

Aceite de Caléndula

Nutre y protege la piel del bebé. Los extractos de flores de Manzanilla y Caléndula ayudan a calmar la piel sensible, mientras que el aceite de Almendra, mantiene la piel suave y elástica, protegiéndola de la sequedad. Con una fragancia suave y armonizante, el Aceite de Caléndula estimula las funciones naturales de la piel y ayuda a desarrollar un manto de calor protector alrededor del bebé.

Cuidado diario: repartir una pequeña cantidad del producto en las palmas de las manos y aplicarlo suavemente en todo el cuerpo. Masaje del bebé: se calienta previamente el aceite en las palmas de las manos antes de aplicarlo uniformemente. Un suave masaje es ideal también para los niños inquietos.
Limpieza: poner unas gotas de aceite sobre un algodón o una gasa. Insistir en los pliegues de la piel.