Fondo de Cultura Económica

La sorpresa

Una silenciosa ovejita cubierta de esponjada lana decide trasquilarse, después de medirse y teñirse. Luego lleva la lana a hilar, se pone a tejer, envuelve su creación en un paquete y lo lleva, generosa, como regalo sorpresa.